Campos


El Proyecto Pumalín

A pesar de que Pumalín es más conocido por ser un parque privado de acceso público, el Proyecto Pumalín se extiende más allá de la conservación de la vida silvestre, abarcando la agricultura y restauración ecológica. Por más de dos décadas, se han comprado alrededor de una docena de campos adyacentes al Parque Pumalín, para ser restaurados y administrados como modelos de producción orgánica de pequeña a mediana escala. Todos los campos habían sufrido una degradación importante de sus suelos, pastos y bosques nativos antes de ser comprados. Lluvioso, inhóspito e inaccesible, el sur de Chile fue colonizado recién el siglo pasado, cuando el gobierno chileno llevó a cabo una estrategia de colonización ofreciendo títulos de tierra a aquellos que "mejoraran" los terrenos. Algunas acciones que implicaba la ocupación incluían despejar los terrenos con incendios o talar los árboles con hachas, así como también la construcción de casas, rejas y jardines. La combinación de suelos de delgada capa digital, condiciones climáticas difíciles, falta de recursos económicos y el aislamiento significaban enormes desafíos para los colonos. El mal manejo de los pastizales y el uso de herramientas básicas terminaron dejando daños ecológicos, quedando la mayoría de los fundos con suelos y vegetación deteriorada. Debido a esto, ha sido un enorme desafío restaurar su productividad y belleza, pero también un gran aprendizaje para crear conciencia.

A estos campos se les saca un mayor provecho al usarlos como campos demostrativos, para los visitantes del parque y otros propietarios de terrenos, como modelo de prácticas administrativas conscientes con el medioambiente, o sea "la conservación como consecuencia de la producción". Los pastizales restaurados sirven como zona de amortiguación a los parques adyacentes, otorgando un hábitat para las especies nativas. Los huertos orgánicos y las plantaciones de frutales entregan una buena cosecha mientras que a la vez mantienen los suelos y el ecosistema circundante en un estado saludable. Las actividades principales han sido la crianza de ovejas y ganado, la producción de miel de bosque nativo (vendida bajo la marca Pillán Organics) y frutas y verduras para el consumo local. Un porcentaje significativo de cada campo permanece en su estado natural, sin intervenir, permitiendo que la producción agrícola exista en armonía con el bosque nativo.

 

Instalaciones de procesamiento de miel en Pillán

Miel orgánica en una de nuestras tiendas

Para conocer más sobre el trabajo del Proyecto Pumalín en cada una de estas áreas, puedes mirar las páginas:

La agricultura afecta la superficie de la Tierra más que cualquier otra actividad realizada por el hombre. La agricultura industrial a gran escala está empeorando la salud de las personas, contaminando las aguas, erosionando la tierra, matando la biodiversidad y la bien conocida lista de las horribles consecuencias continúa. La conservación a gran escala debe considerar que la protección de las tierras silvestres y la promoción de un modelo de sistemas agrícolas orgánicos son dos áreas de trabajo interrelacionadas. Invitamos al público a que visiten y exploren varios de los proyectos en nuestros campos.

 

Huertos orgánicos en el Fundo Reñihué

Ovejas pastando en uno de nuestros campos

Lee más sobre cada uno de los campos del Proyecto Pumalín:

Copyright 2013 Proyecto y Parque Pumalín | www.parquepumalin.cl | e-mail: info@parquepumalin.cl
Visita Tompkins Conservation | Parque Pumalín | Tompkins Conservation Chile| Parque Patagonia | Suscríbete al Newsletter